Debido a la situación en la que se encuentran gran parte de las cuidadoras de personas mayores o dependientes, de precariedad e irregularidad laboral, la Generalitat ha puesto en marcha un plan de ayuda para combatir esta situación.

 

Por este motivo, el Departament de Treball, Afers Socials i Famílies se encargará de pagar la cuota íntegra (de un año) de la Seguridad Social de las trabajadoras a las familias afectadas.

 

No obstante, existen ciertos requisitos para tal ayuda y no todas las familias la pueden recibir. ¡Veamos cuáles son! Pero no sin antes, dar un breve repaso a la situación del sector en Cataluña.

Un 40% de las trabajadoras sin contrato laboral

En Cataluña, unas 100.000 personas trabajan para personas mayores y dependientes, y dos de cada cinco no tienen contrato laboral. Desde la Generalitat esperan regular el estatus administrativo de estos trabajadores para que se den cuenta del gran valor que tienen sus funciones. Este trabajo mayoremente resulte ser imperceptible, pero estas tareas permiten a personas dignas satisfacer las necesidades de sus familias, mientras que otras pueden ejercer sus profesiones y contribuir directa o indirectamente al desarrollo económico local. Además, el gobierno catalán cree que la formalización del sector tendrá un gran impacto en la economía, ya que facilitará la adquisición de permisos de residencia y trabajo para muchos trabajadores.

900 trabajadoras podrán beneficiarse de la medida

El gobierno catalán estima que unos 900 trabajadores dedicados al cuidado de las personas mayores y sus familias pueden beneficiarse de este plan. Es principalmente un sector en el que trabajan mujeres. Es más, nueve de cada diez personas que trabajan cuidando a ancianos dependientes, son mujeres. Lamentablemente, aunque las leyes y normativas vigentes tratan el actual trabajo familiar y de enfermería como un entorno laboral completo a través de un sistema especial de seguridad social, no tienen la visibilidad o el reconocimiento que merecen.

La Gran Ayuda de la Generalitat a las familias que contraten cuidadoras de personas mayores

Una ayuda de 2,3 millones de euros

El plan de ayudas de la Generalitat para hacer frente a la inestabilidad, fragilidad e inseguridad de este sector será de 2,3 millones de euros. De este modo, serán 2.685 €, lo que la Generalitat pagará por la cuota íntegra de la Seguridad Social de las trabajadoras cuidadoras de todo un año. Y será, exclusivamente, a las familias o personas que ofrezcan un contrato laboral a jornada completa. 

 

Uno de los requisitos básicos para obtener la subvención es que, la persona que lo solicite, la contratante, deberá garantizar empleo a la cuidadora por un mínimo de 1 año (12 meses), siempre y cuando no haya sido dado de alta en la Seguridad Social en los últimos 2 años.

 

Con respecto al pago de los 2.685 €, se hará fraccionado en 2 partes; un primer pago (un anticipo) del 60% de esa cantidad al inicio de la contratación y un segundo pago del 40% restante al finalizar el año del contrato laboral transcurrido.

 

Esta medida, es pionera tanto a nivel nacional como europeo, y lo que pretende es regular la situación administrativa de muchas personas del sector que dedican su tiempo, esfuerzo y cariño al cuidado de los mayores y dependientes. Además de fomentar el surgimiento de la economía sumergida.

 

En todo momento, te ayudamos con la solicitud de ayuda para las familias con cuidadores de ancianos. Debes tener un certificado digital o idCAT emitido de forma gratuita. Sin embargo, durante la convocatoria, te brindamos acompañamiento y sugerencias. Para obtener más información, puedes llamarnos al 652 29 13 01.

Quién puede solicitar la subvención

Las personas que ofrecen un contrato de trabajo de 1 año (12 meses) para cuidar a los ancianos o sus familiares dependientes, pueden solicitar la subvención. Estas personas, deben tener al menos 18 años, estar empadronado y residir legalmente en una ciudad de Cataluña; que la unidad familiar tenga unos ingresos brutos anuales según los baremos que se pueden consultar en la resolución de convocatoria, y estar al corriente de las obligaciones tributarias de la Agencia Tributaria y con la Seguridad Social.

Solicitantes de la ayuda de la generalitat a familias con cuidadores de ancianos

Quién puede ser contratada

Al igual que el contratante, el trabajador también debe cumplir una serie de requisitos;  en los últimos dos años, no puede haber estado dada de alta en la Seguridad Social. En el caso de no ser española o de algún otro estado miembro de la UE, debe tener un permiso de residencia. De no ser así, debe justificar mediante empadronamiento, 3 años de permanencia en España. A su vez, no puede tener antecedentes penales y debe tener el informe de arraigo de la Generalitat de Cataluña.

Contrata o regulariza a una cuidadora con Helpycare y recibe la ayuda

En Helpycare queremos aportar nuestro granito de arena y poder combatir contra este desajuste social y laboral que existe en Cataluña. Apostamos por el bienestar general y por eso no solo ofrecemos el servicio de asistencia domiciliaria para personas mayores, sino que también nos encargamos de los trámites laborales y administrativos correspondientes (incluidos los del permiso de residencia) para el correcto funcionamiento del empleo y el bienestar social.

 

Ya son más de 3.000 familias satisfechas con nuestro trabajo y queremos seguir apoyando a las familias que lo necesiten a través de nuestras cuidadoras expertas en este tipo de cuidados tan necesarios hoy en día. Nuestra red de más de 800 profesionales con más de 80.000 horas a las espaldas es la mejor solución para tu hogar y para ellos. Pide tu presupuesto gratis y sin ningún tipo de compromiso.

BUSCO CUIDADORA